¿A qué nos referimos con “contenido relevante”?

 

Sin duda una de las frases más repetidas del año pasado. Tanto mercadólogos, influencers y expertos digitales se gastaron un buen rato en recomendar contenido relevante como la herramienta fundamental para sobresalir en el mundo de competencia que se vino y los cambios en el famoso algoritmo de Facebook.

¿Pero tenemos realmente claro de a qué nos referimos con “relevante”? Especialmente cuando vemos los millones de reproducciones que tienen videos de gatitos o la repercusión de los ya famosos challenges contra los resultados de algunas piezas publicitarias.

Para arrancar, hay que especificar que la relevancia es un concepto que cambiará dependiendo de nuestra comunidad, por eso es importante conocer tu producto o servicio, después; saber lo más posible de tu audiencia. ¿Qué les interesa, qué tipo de contenido prefieren y cómo lo consumen? Entre más detalles tengas sobre ellos, tendrás más elementos para construir estrategias efectivas, insisto, no es suficiente con saber si son hombres o mujeres y su rango de edad.

 

Relevante vs Importante

Evitemos la frustración y partamos de esto: No todo lo importante es relevante. Los temas políticos, ambientales o educativos no siempre están bajo los reflectores aunque por su naturaleza tengan un fuerte impacto en la vida de las personas.

Por otro lado, las celebridades, influencers o youtubers no siempre tienen mensajes importantes, pero pueden romper récords de maneras impresionantes.

Eso debe quedar 100% claro para entender que la relevancia se refiere a nuestra comunidad y debemos pensar cómo crear contenido de valor en función de sus intereses, no de lo que tradicional “debería” ser relevante.

Además, dependiendo del tamaño de tu comunidad, el impacto será mayor o menor. Imagina que ofreces productos o servicios tecnológicos, pero los aficionados o profesionales de este campo conforman un grupo reducido, entonces deberás estar consciente de que tus números estarán afectados por eso. Y en algún momento se agotarán los temas para este nicho… ¿por qué no intentar con niveles inferiores? Es decir, dejar de hablarle a profesionales para empezar a hablarle a estudiantes, así abres tu campo de acción y tu mercado. Por supuesto que todo depende de los objetivos y tu estrategia, pero el contenido es inagotable si tienes creatividad y mucho conocimiento de tu audiencia.

Pareciera un reto inmenso, pero con los insights adecuados y un grupo de profesionales a tu servicio, las posibilidades de éxito incrementan. Menú Agency cuenta con todo el equipo técnico y humano para solo tengas que preocuparte por fijar las metas.

Menú Agency

¡Comparte esta nota con todos tus amigos en tu red social favorita!